eskilara1-710x174

La orientación a la rentabilidad de las organizaciones no ha de ir reñida con la alineación de ciertas formas de hacer que respetan las necesidades de desarrollo personal y profesional de las personas.

Bajo este enfoque, parece necesario generar modelos de gestión que sirvan para testar que estas dos dimensiones, rentabilidad-productividad y personas-motivaciones, pueden ser trabajadas dentro de una misma organización.

A su vez, la adopción de ciertas políticas de género como políticas de empresa también pueden encontrar su hueco e impactar positivamente en el resultado empresarial.